aaaaaaaaaaaa
Lloreda
Este topónimo es un préstamo del occitano antiguo laurier `porque deriva del latín laurus- i. La terminación en a procedente del neutro plural latino, subraya el valor colectivo que implica la noción de - bosque de laurel

lloreda

Las primeras citas se hallan en el Apeo de las Asturias de Santillana de 1404, donde se citan Lloreda y Los Sotos, era lugar de behetría  de mar a mar y había en el un solar del buey que los que vivían en él lo habían heredado de sus antepasados y el Rey poseía como cosa propia; también había heredades de mortorio como behetría del señor  de la Vega. El señor percibía de cada labrador, en concepto de infurción, tres maravedíes y al año un monte de tocino. La justicia era del Rey.

En el siglo XVIII había nueve molinos harineros, de los que sólo quedan dos en pie. Lloreda fue cabeza de Ayuntamiento desde el año 1833 al 1860, año en el que se agregó definitivamente a Santa María de Cayón. En virtud del Decreto promovido por el Ministro de Justicia, don Javier de Burgos, bajo el reinado de S.M. regente doña María Cristina de Habsburgo – Lorena, siendo agregados a ésta las localidades menores de Totero y Esles.

El Diccionario Madoz de 1845 define Lloreda como la cabeza del municipio de su mismo nombre, situado en un llano; su clima es templado y sus enfermedades más comunes constipados y fiebres. Tiene 46 casas, escuela de primeras letras, iglesia parroquial de San Juan, otra de Santa Lucía de ayuda a aquella y una ermita de San Antonio. Buenas aguas potables.

Mapa

Gobierno Cantabria

Servicio Cántabro de Empleo

Ministerio Empleo y Seguridad Social

Unión Europea